domingo, 20 de junio de 2010

Transpirenaica en plena autonomía...

Llevamos semanas siguiendo los preparativos de nuestro amigo Suso en su próximo reto de realizar la Transpirenaica a pie, en absoluta autonomía, es decir, llevando a encima, en su mochila, todo lo que pueda necesitar para terminar la travesía.

Nosotros, desde la Cerveza es Alegría, no podíamos ser menos y hemos pensado en complicarlo un poquito más, por lo que hemos decidido lanzar nuestro reto particular que supera cualquier otra aventura anteriormente planteada.
Nuestro reto consistirá en realizar la misma Transpirenaica en plena autonomía pero ... estando a las once de vuelta en casa!.

El motivo salta a la vista.
Esa es la única condición que nos han impuesto las chicas de la Cerveza es Alegría.
Y es que no hay nada como el amor para pulverizar cualquier record imaginable. Un amor que nos ha permitido crear nuestro barrio, nuestra parroquia, nuestras plazoletas llenas de columpios por donde resbalan las sonrisas de nuestros hij@s.
Un amor que más de una vez, nos ha hecho correr atropelladamente por sendas perdidas mirando más el reloj que las piedras que pisábamos de regreso a casa. :-))
Quiero dedicar este post a la memoria de todos aquellos aventureros que deben madrugar mucho para ver saciada su sed de encontrar, ver, sentir, contemplar, disfrutar, momentos diferentes, para un día poderlos mostrar y compartir con su familia.
P.D.
Gracias a las chicas por su colaboración y comprensión en permitirme publicar un post de tan hondo calado.
Gracias a Suso por seguir soñando sueños que nos hacen soñar a todo el barrio. Un abrazo y suerte para el reto verdadero.

4 comentarios:

  1. Creo que la foto está trucada, es decir, se trata de un montaje realizado una vez que ya tenías ideado el texto de la entrada.
    El Hombre o la Mujer son, en cierta medida, responsables de los caminos elegidos; pero también es cierto que mi destino ha facilitado el poder llevar a la práctica un montón de sueños: no me falta salud por el momento; mis hijos nunca han gastado pañales ni libros porque no los tengo; y, lo más importante; tengo una familia que no me hace fichar todas las noches del año a las 23 horas, jajaja...

    ResponderEliminar
  2. Mmmm, me da que la foto es real ;-)(especialmente la primera).

    Si la hora de llegada fuese las 11 PM estarían hablando de la Transhimalaya en autonomía ... como su hora es las 11 AM sólo se pueden plantear la Transpirenaíca.

    (si no tuviesen hora ... el Willy Fog sería un niño de primaria a su lado ;-) ).

    ResponderEliminar
  3. Pues yo particularmente de Elena no tengo ninguna queja es muy liberal en ese aspecto, me deja ir a todos los sitios cuando quiera y como quiera........eso si ¡¡ lo de volver ya no lo tengo tan claro¡¡¡¡ jajajaja

    ResponderEliminar
  4. Me refiero a la segunda foto. Sólo les faltan las sartenes.

    ResponderEliminar