sábado, 23 de octubre de 2010

Un toque de clase.

Como un selecto oasis de cerveza en el desierto, ha aparecido ante nuestros ojos la Bodega de Martín. (Benlloch, Castellón)


Nos ofrece la selecta de barril, a un precio nada selecto. No se puede dejar de probar.

4 comentarios:

  1. Para el mes de febrero del 2011 iré expresamente a Benlloch para ir a la bodega de Martín.

    ResponderEliminar
  2. Carlos, siempre es un placer tenerte por Benlloch y es de agradecer que me concedas 4 meses para ir preparando semejante advenimiento. No es necesario que te subas en el Papa-móvil... con que te carges la cannondale en la furgo, me conformo, :-))

    ResponderEliminar
  3. La verdad es que tiene muy buena pinta, tanto el lugar como la cerveza. Ya tenemos dos "selectapoint", uno en alcocebre y otro en Benlloch.

    ResponderEliminar
  4. Propongo subida en bici a ese oasis y sin tardar...

    ResponderEliminar